El minimalismo en tu trabajo

¿En qué trabajas?

¿Por qué trabajas?

¿Para qué trabajas?

¿Eres feliz en tu trabajo?

He estado trabajando con el tema del minimalismo intensamente. Me ha parecido tan interesante toda la información recabada. Empezando por deshacerme de lo que no me funciona. En esta ocasión quiero concentrarme en el trabajo.

¿Cómo aplicar el minimalismo al trabajo?

Hay quienes trabajan por trabajar. Sin sentido y en automático. Solo llenan tiempo sin sentir pasión por lo que hacen y la pasión es vida. Lo que en otras palabras significa que actuamos como sonámbulos. Y como tales volvemos a casa sin energía.

Si no haces lo que más amas entonces aprendamos a amar lo que tanto hacemos.

En mi libro “Ser feliz el éxito más grande” el personaje Eduardo un hombre de mucho éxito pero cansado de la vida nos comenta:

EL PARAÍSO Y EL INFIERNO LO LLEVAMOS EN NUESTRO INTERIOR

¿Qué te gusta de tu trabajo?

¿Qué no te gusta de tu trabajo?

No se vale decir todo o nada. Se honesto (a) al responder. Créeme vale la pena hacerlo.

No contestes de manera automática. Toma tiempo para responder. Tal vez prepara una taza de café o té y date un espacio en silencio para escucharte.

¿Este trabajo que estas realizando es bueno para tu espíritu?

Que pregunta más rara. Pero muy importante. Inviertes tiempo de tu vida y este NO ES RECUPERABLE.

Tu trabajo debe ser fuerza creadora para ti y para los demás. Si tu estas cerca de tu esencia te será fácil responder.

Sigamos con las preguntas.

¿Cómo has llegado a trabajar en lo que haces ahora?

Escribe todo lo que viene a tu mente. Acepta toda la información.

¿Estas dispuesto a pasar más tiempo de tu vida haciendo lo que haces sin entusiasmo?

Si tienes que hacerlo porque no hacerlo con amor.

Si he decidido no seguir en este trabajo. Recuerda despedirte con amor.

Si ya no seguirás piensa muy bien a que te vas a dedicar.

¿Estas cambiando tu tiempo por dinero?

Recuerda que aplicando el minimalismo a nuestro trabajo, no es necesario ganar más si no necesitar menos.

¿Estas en la línea de la abundancia?

Para mi la abundancia es creer que nada hace falta. Que no tengamos miedo a la carencia. Que aportas con tu trabajo un valor al mundo y lo natural es que regrese con la misma generosidad esa energía de entrega.

Lo que hacemos desde el corazón ese es nuestro trabajo. Nuestro trabajo es encontrar oportunidades de aplicar nuestros talentos.

En pocas palabras: Si logras definir lo que amas y lo haces bien, estas en el camino correcto.

Cuando lo que te pagan deja de ser lo prioritario estas donde debes de estar. Ya que disfrutas estar haciendo lo que tanto te gusta.

entrepreneur-593371_1920

¿Cómo saber que estoy aplicando el minimalismo en mi trabajo?

1.- Cuando te acuestas motivado sabiendo que al otro día vas a trabajar.

2.- Duermes profundo

3.- No estas esperando días feriados para no ir

4.- Cuando ni piensas en jubilarte

5.- Cuando no dejarías tu labor aun cuando te ganarás la lotería.

Confucio decía “Elige un trabajo que te guste y no tendras que trabajar un solo día de tu vida”

Pero ¿Qué tal si me gusta mi trabajo pero no me siento satisfecho?

Te presento una serie de características del trabajo minimalista. Es decir el trabajo consciente. Porque el minimalismo trata de que vivas con menos para tener más tiempo y más calidad de vida.

1.- Has lo que amas

2.- Apasiónate en ello

3.- Piensa en que todos ganen

4.- No dañes a nadie y cuida del universo

5.- Genera dinero, administra, ayuda.

Recuerda que no hay un crecimiento profesional si antes no hay un crecimiento personal.

frog-1339892_1920

Publicado en Actualidad, Autoestima | Deja un comentario

Despréndete de lo material

¿Cómo desprenderte de lo material?

Nos estorban tantas pero tantas cosas en nuestra vida.Damos demasiada importancia a lo material. A poseer a preocuparnos por el NO tener. A olvidarnos del Ser.

¿Cuantas veces has comprado algo que NO necesitas?

Unknown-1

¿Cómo llegó esto a mi casa?

Seamos honestos. Tal vez sin darnos cuenta lo hemos hecho. Se trata de una conducta que cada vez va más en aumento.

ad7ba38c1ad50d7ea69053ae976842d8

Un ejemplo de este problema es el uso de tarjetas de crédito en compras a meses sin intereses de cada vez más objetos que NO necesitamos.

Te comparto el caso de mi amiga Cristi. Tiene una hermosa casa. Pero  no cabe en ella porque esta saturada de muebles y objetos innecesarios. ¿Qué esta pensando hacer? Comprar otra casa más grande.

Solo son su marido y ella. Trabajan horas extras para poder seguir cubriendo los gastos tan excesivos.

También lo reconozco en mi vida. Hasta hace unos meses se me hacían tan fácil comprar algo que no necesitaba. Lo llamaba mis caprichos. Pero hoy estoy consciente que no adquiero cosas solo con dinero sino con tiempo de vida.

Pero veamos un ejercicio práctico al respecto:

Revisemos nuestros bienes materiales. Ahora inicia con el desprendimiento. No debemos obligarnos a vaciar nuestra casa. Solo pretendo que saquemos los objetos inútiles.

Muy a menudo te sorprenderá darte cuenta que tener tantas cosas complica nuestra vida.

Aprendamos a definir que es lo importante.

Despréndete de lo que No te sirve:

Despréndete de lo inútil

Despréndete de lo que roba tiempo a tu vida

Despréndete de lo que no tiene razón de ser para ti.

Descubre como no es el tener sino el ser el que nos da sentido a nuestra existencia.

Publicado en Actualidad, Autoestima, Bienestar | 2 comentarios

Tiempo es nuestro mayor recurso

Siempre tenemos tiempo para lo que nos importa.

Donde esta tu corazón esta tu Dios.

Si eres de los que dicen no tener tiempo para…

Mejor cambia la frase a No quiero hacerlo…

Así de fácil. Para que tanto brinco si el suelo esta parejo.

Si eres honesto. Si somos honestos con nosotros mismos, sacamos tiempo de donde sea para lograr lo que nos interesa.

1295746_livsfilosofi

Seguramente has escuchado la siguiente reflexión:

 

Sabes hijo, nunca he tenido tiempo para jugar contigo.

Encontré tiempo para todo, menos para verte crecer. Nunca he jugado al dominó, a las damas, al naipe o a la batalla naval contigo, y siento que me necesitas, pero sabes, soy muy importante y NO TENGO TIEMPO. Soy tan importante para los números, invitaciones sociales y una serie de compromisos ineludibles, y dejar todo esto para sentarme a jugar en el suelo contigo…. NO, NO TENGO TIEMPO.

Un día viniste hasta mí con el cuaderno de la escuela. Ni lo miré, seguí leyendo el diario. Al fin de cuentas los problemas internacionales son más serios que los de mi casa. Nunca he visto calificaciones tuyas, ni sé quién es tu maestra. No sé ni cual fue tu primera palabra. Pero tú entiendes. NO TENGO TIEMPO. De qué sirve saber las mínimas cosas de ti, si tengo tantas cosas grandes que hacer.

Vaya como has crecido. Ya superaste mi cintura. Estás alto. No me había dado cuenta de eso; porque día y noche mi vida es una carrera. Y cuando tengo tiempo prefiero usarlo afuera. Y si lo uso aquí me pierdo enmudecido frente al televisor y la radio, porque la televisión y la radio son muy importantes y me informan mucho.

Sabes, hijo mío, la última vez que tuve tiempo para ti, fue una noche de amor con tu mamá cuando te hicimos. Sé que te quejas. Sé que sientes falta de un palabra, de una pregunta mía, de un juego, de un puntapié en tu pelota, pero NO TENGO TIEMPO.

Sé que sientes falta de mi abrazo, de reír, de jugar conmigo, de ir a pie hasta la esquina a comprar refrescos, de correr hasta el kiosco a comprar Pato Donald. Pero sabes cuanto hace que no ando a pie por la calle. NO TENGO TIEMPO. Pero tú entiendes : soy un hombre importante, tengo que atender a mucha gente, dependo de ellos. Hijo, tú no entiendes de negocios, en realidad soy un hombre sin tiempo. Yo sé que te enojas porque las pocas veces que hablamos es monólogo, sólo yo hablo y el 99 por ciento es discusión.
¡QUIERO SILENCIO!

¡ Quiero tranquilidad ! y tú tienes la pésima costumbre de venir corriendo encima de mí, tienes la manía de saltar en mis brazos. Hijo NO TENGO TIEMPO para abrazarte, NO TENGO TIEMPO para hablar sin ton ni son con chicos, ¿ qué entiendes tú de computadoras, cibernética, nacionalismo ?

Sabes, hijo mío, NO TENGO TIEMPO. Pero lo peor de todo, lo peor de todo es que si te murieses ahora, ya en este instante me quedaría con un dolor en la conciencia y en el corazón, porque NUNCA, NUNCA HE TENIDO TIEMPO PARA JUGAR CONTIGO. Y en la otra vida, seguramente Dios no tendrá tiempo de por lo menos dejarme verte, dejarme abrazarte y darte un beso.

imgres-2

Es muy antigua, pero a la vez bastante actual.

Tú ¿Para qué NO TIENES TIEMPO?

Esta semana estableceré prioridades y definitivamente SI TENDRÉ TIEMPO.

Gracias a Dios es Lunes

Tu amiga Blanca Mercado

Publicado en Emociones, Éxito, Familia | Deja un comentario

La disciplina en nuestra vida

¡Gracias a Dios es Lunes!

¿Te ha pasado que te propones algo y no lo cumples?

Pues este año me he propuesto acompañarme a mi misma en cada una de mis metas. Te paso al costo el ejercicio para que lo apliques en tu vida. La idea es que no vivas en tu vida el repetir la experiencia de ver finalizar el año sin haber logrado tus metas.

Lo que hice fue muy sencillo.

Primero elabore en un corcho un mapa del tesoro como yo le llamo donde anote todas mis metas y puse una imagen relacionada con las mismas.

puerta-mural

Diseña tu mapa mental

Lo coloque cerca de mi cama para que al despertar lo pueda ver. Eso me permite checar mis avances.

Después cada mañana hago una lista con los pendientes del día verificando este cumpliendo mis metas.

Cada anochecer verifico que se cumplió y que falta.

Cada fin de semana verifico lo que logré.

La idea es ver avances por mes y antes de terminar el año estar lista con los resultados.

Este año me he propuesto ser más ordenada y tener más estructura. Me ha dado mucho gusto ver los resultados.

¿Tú cómo vas?

¿Tienes claro lo que lograrás este año?

¿Qué estrategia estas siguiendo al respecto?

Hoy es un buen día para comenzar. No desistas en tus deseos.

Solo es cuestión de estructura.

Tu amiga

Blanca Mercado

Publicado en Abundancia, Actualidad, Autoestima | Deja un comentario

Comienzo el año con el pie derecho

Están remodelando mis oficinas  y todo es un caos. Esperaba que los maestros de obra llegarán y mi vecina me dijo:

  • ¿Cómo cree Blanquita? Es lunes. ¿Qué no sabe que hacen san lunes? Es de todos conocidos. Mejor váyase. De seguro no vendrán a terminar su trabajo.
  • Yo si creo que vendrán
  • ¿Por qué esta tan segura?  Después de la fiesta de fin de año todos se emborrachan. Deben estar dormidos.

Mi vecina entró a su casa con cara de pobre mujer aún cree en los milagros.

Pasaron por mi mente varias cosas.

¡Tiene razón!

¡Yo creo que vendrán!

Antes de irse el sábado ya muy tarde les dije:

  • Muchachos vendrán el lunes ¿verdad?
  • Pues… (Contesto el líder de los trabajadores)
  • Por favor. Cambien el concepto de su gremio. Los mexicanos somos puntuales y somos cumplidos. Si lo hacen algo cambiara para ustedes. Se los prometo.

Se miraron entre ellos y salieron.

image1_remodelacion

Quede en medio del polvo con la firme esperanza de que si pasaría. Pero para ser sincera también pensaba que probablemente al calor de las copas olvidaran su propósito.

Mientras me tomaba una taza de café los vi entrar a los tres con su ropa de trabajo.

No sabes lo feliz que me sentí.

No solo porque hoy terminan la obra. Sino porque cumplieron su palabra.

Los mexicanos si cumplimos, somos ordenados, responsables y agradecemos que sea Lunes para comenzar con nuestro reto.

Por eso Amo los Lunes.

Buen comienzo de año.

Buen inicio de año

Buen día para ti amigo, amiga mía.

Blanca Mercado

Publicado en Abundancia, Actualidad, Autoestima | Deja un comentario